Fellatio es el término técnico para describir lo que todo el mundo denomina como mamada, pero lo cierto es que el fellatio es un acto que requiere mucha confianza y conocimiento.

Los mensajes sociales sobre la felación sugieren que, a los hombres les gusta tanto las mamadas, que no les importa la técnica.

Sin embrago, existe mucha variación en las habilidades del fellatio, y saber cómo leer a su pareja, qué hacer con él y cuándo hacerlo, puede marcar la diferencia.

Es un Hecho...¡
EL SEXO el ÚNICO ANTÍDOTO efectivo contra la infidelidad.!

DESCARGA este reporte que te revela como mantener a tu pareja Fiel y Adicta a Ti ! desde Ahora ¡

Es gratis...¡

Cuando la RUTINA Aparece en la Relacion, Mas Vale que el Sexo Vuelva a Ser Algo EXCEPCIONALMENTE BUENO...¡

Si piensa que conoce lo básico para hacer una buena mamada, entonces lea este artículo sobre técnicas avanzadas de fellatio.

Como hacer una buena mamada o Fellatio

Comience de forma agradable

El estigma social parece enfocarse más en el olor y sabor por los genitales de las mujeres que por el de los hombres.

De hecho, los hombres pueden oler y saber tan fuerte como las mujeres, así que, si eres nueva en la felación, es posible que te preocupen el gusto y el olfato.

Si es así, sugiérale un baño sexy o una ducha juntos para comenzar con borrón y cuenta nueva.

También puede incluir un poco de lubricante personal con sabor, o ponerle un condón saborizado, que es ideal para un sexo oral más seguro.

La comodidad física es la clave

si ambos no se sienten físicamente cómodos no podrán divertirse y disfrutar de fellatio, ya que esta puede ejercer presión sobre su cuello y mandíbula.

Arrodillarse frente a él sobre una almohada, mientras está de pie o sentado, le dará amplio acceso y una buena amplitud de movimiento.

Si ha tenido malas experiencias con el fellatio al sentir que le falta control, coloque a su hombre de espalda.

Esta es una posición que le otorga mayor control sobre la profundidad y el movimiento, si le gusta esa sensación, entonces vaya por ella.

Bromear con tacto

Con las manos, acaricie suavemente la parte interna de los muslos, el pene, los testículos y el perineo, prestando atención a sus reacciones (verbales y faciales) al tocar ciertos puntos.

El punto más sensible en el pene de un hombre es la cabeza (conocido como el glande), y especialmente el frenillo; una hendidura entre el glande y el eje en la parte inferior del pene.

Es posible que desee repasar su conocimiento de la anatomía sexual masculina, para saber de qué se trata.

Dele una lamida

Haga un recorrido con la lengua, explorando el terreno con movimientos lentos y amplios.

No tenga miedo de usar mucha saliva, ya que es un lubricante natural, que se siente genial y ayuda a crear fricción y succión.

Hay muchas enfermedades de transmisión sexual que pueden transmitirse durante el fellatio, así que el uso de condones con sabor, es una excelente forma de practicar sexo seguro y solucionar la cuestión del sabor, en caso de que esto sea un problema.

También es una excelente manera de lograr que los hombres reacios al uso del condón, acepten de mejor gana su uso.

Tómelo con su boca desde el inicio

Cuando esté semierecto, guíe lentamente sus labios sobre la punta del pene, asegurándose de cubrir sus dientes, mientras desliza suavemente su boca por su eje hasta donde se sienta cómoda.

Mantenga la boca tensa, ya que la presión de los labios se sentirá muy bien a medida que se deslizan por el pene.

Ponerlo en su boca antes de que esté completamente erecto, es una buena forma de irse sintiendo cómoda con el tamaño de su pene, particularmente si el pene de su hombre se encuentra en un rango especialmente grande.

Sobre el reflejo nauseoso

Si no es experta en garganta profunda (llevarse todo el pene a la boca), tratar de hacerlo sin haber practicado, probablemente activará su reflejo nauseoso.

En este caso, la garganta profunda no es necesaria, porque se puede lograr un efecto similar con la técnica de manos y boca que se describe a continuación.

Con la práctica, puede aprender a relajar su reflejo nauseoso y realizar una garganta profunda, como se debe, porque es algo que en términos visuales, excita mucho a la mayoría de hombres.

Para saber cómo hacer una buena mamada y mejorar su vida sexual, descargue su guía: vuélvelo loco en la cama aquí.

Use su boca y su lengua

A medida que su boca viaja por la parte inferior del pene, aplane la lengua para que le dé una amplia y bonita lamida húmeda al frenillo.

No tenga miedo de probar diferentes tipos de lametones o besos. Los labios se sentirán bien sobre su hombre, cuando se abren sobre el borde del pene, pero realice cada lamida repetidamente, antes de cambiar, para darle así, un placer constante.

Diviértase con el prepucio

Si su pareja no está circuncidada, inserte su lengua en el prepucio y circúlela alrededor de su cabeza.

También puede usar sus dedos para masajear suavemente la cabeza a través del prepucio, alternando con lengua profunda.

Usando la boca y la mano # 1

Una buena mamada incorpora manos y boca.

Coloque una mano alrededor del eje, en la mitad superior de su pene, y muévala hacia arriba y abajo.

Al mismo tiempo, intente coordinar sus movimientos para que su mano y su boca suban y bajen en sincornia.

Si su hombre empuja, su mano evitará que su pene se introduzca demasiado en su boca.

Usando la boca y la mano # 2.

Si ve que le gusta esta combinación, suba la mano por el eje (siguiendo la boca), retire la boca brevemente, y deslice y gire su palma de la mano sobre la cabeza del pene, como si estuviera exprimiendo una naranja.

Luego, vuelva a bajar su mano seguida de su boca y repita.

Déjelo ir

Cuando esté listo para el orgasmo, mantenga sus movimientos constantes y firmes, no se relaje.

Una vez que comienza a eyacular, siga con el movimiento y luego deténgase, ya que la mayoría de los hombres no quieren ser estimulados después de haber eyaculado y tenido un orgasmo.

¿Tragar o no tragar?

Esta decisión depende completamente de usted. No pasa nada si no quiere, pero es bueno que su pareja sepa que no es nada personal.

Si no quiere tragar, y no está familiarizada con los signos de la eyaculación inminente, hágale saber que a usted le gustaría recibir una advertencia.

Retire la boca cuando esté a punto de eyacular, y continúe acariciándolo a medida que se desarrolla su orgasmo.

Consejos adicionales

No olvide el resto de su cuerpo. El escroto y los testículos (bolas) son particularmente sensibles, y a la mayoría de los hombres les gusta que los estimulen.

Intente lamer o tocar ligeramente sus testículos durante el sexo oral. También le podría gustar que los acunara suavemente en una de sus manos.

Algunos hombres se vuelven salvajes cuando se les coloca la mano alrededor de la parte superior del escroto y tiran suavemente hacia abajo.

A otros les encanta que le apliquen presión sobre su perineo (entre su ano y sus testículos) con uno o dos dedos.

A él le también le puede gustar que le pongas la yema del dedo en su culito sin penetrar, para una estimulación anal adicional, o con penetración para una estimulación prostática.

Pin It on Pinterest

Share This