9 Técnicas sexuales y todo lo que necesitas para mejorar el orgasmo

Cuando hablo de mejorar algún aspecto de nuestra sexualidad no es en un contexto crítico o queriendo decir que algo está mal.

Así que, es muy importante que tengas en cuenta que:

Si tu objetivo es mejorar tus orgasmos en función de satisfacer las expectativas de otra persona o debido a que, de alguna forma te sientes siente presionada, probablemente no llegues muy lejos en el mejoramiento no solo de tu orgasmo si no de su vida sexual.

Por eso, antes de iniciar la lectura sobre las 9 técnicas sexuales para mejorar el orgasmo, ten en cuenta las siguientes premisas y recuérdalas siempre.

Estas te indicarán el camino a seguir en la exploración de tu sexualidad de manera más consciente y positiva…!

Antes de comenzar

¿Cuál es el mejor orgasmo?

El mejor orgasmo es aquel que es mejor para ti.

No caigas en la trampa de compararte con otras personas, tuy solo tu puedes dar la medida de tu éxito, y si esta medida te hace feliz, eso será los único que importe.

No olvides que tu sexualidad es un don natural

El orgasmo es algo totalmente natural y debe tomarse como tal.

No hay una manera correcta o incorrecta de tener orgasmos, así que, si lo que haces y como lo haces, funciona para ti, eso será lo suficientemente bueno si se habla de lograr el orgasmo.

No importa de donde vengan sus orgasmos

Si te sientes bien sexualmente, y si lo que haces por más loco que eso sea, no afecta o daña a tu pareja, en ese contexto, tus orgasmos son totalmente normales sin importar de dónde y de qué manera vengan.

Siempre existe la posibilidad de comenzar a sentir

Ten en cuenta que muchas de nosotras posiblemente hemos tenido experiencias sexuales negativas o traumáticas en el pasado, y que cada vez que nos aventuramos a explorar nuestra sexualidad, pueden surgir problemas relacionados con experiencias pasadas.

Si este es tu caso, es muy recomendable entablar una comunicación sincera con tu pareja o recurrir a un consejero que te ayude a procesar positivamente los problemas que surjan, a medida empiezas a re-descubrir tu sexualidad.

También es bueno saber que por el hecho de haber tenido una mala experiencia, esto no significa que no puedas seguir adelante y tener buen sexo en el futuro.

La única diferencia es que se podrías necesitar un poco más de apoyo pero por lo demás, tu tienes el mismo derecho que cualquier otra persona de tener una sexualidad sana y feliz, si eso es realmente lo que deseas.

Una recomendación final antes de comenzar

Si estás buscando la manera de mejorar tus orgasmos o de sentir algo diferente y más intenso en tu vida sexual, lo más seguro es que cualquiera de estas recomendaciones funcionaran bien para ti.

Sin embargo, si sientes que la intensidad de tus orgasmos no es la misma, o si últimamente has tenido dificultades para excitarte o experimentar orgasmos, lo más recomendable es que consultes son tu médico.

Nuestra respuesta sexual es el resultado de muchos y complejos procesos que involucran la mente y el cuerpo.

Así que, es muy importante  identificar las causas de lo que puede estar yendo mal en nuestra salud física y mental.

Esto no solo te ayudará a tener mejores y más intensos orgasmos, también mejorará tu calidad de vida en otras áreas, porque el buen sexo es fundamental para gozar de una vida feliz y saludable.

Técnicas para mejorar el orgasmo

Juguetes sexuales

Técnica sexual: Considéralos

Los juguetes sexuales y en particular los vibradores pueden hacernos venir  más fácilmente y particularmente rápido, aunque los orgasmos son en cierta forma diferentes a los que se experimentan en una relación normal.

Los juguetes sexuales no son imprescindibles para tener buen sexo y orgasmos intensos.

Sin embargo, ofrecen mucho valor agregado en la relación sexual por la estimulación adicional que nos ofrecen, y por la forma en que nos recuerdan que el sexo es un juego. Por otro lado, los juguetes sexuales despiertan y hacen realidad nuestras fantasías

Por ejemplo:

Si una mujer quiere fantasear con ser penetrada con un miembro de tamaño diferente que es algo que no podemos conseguir de nuestra pareja en la vida real, puede hacerlo usando loa consoladores o dildos de todos los tamaños posibles y para todos aquellos interesantes orificios de ella y de él.

Aprende todo sobre juguetes sexuales aqui

Agua

Técnica sexual: Agua a presión como estimulante

Si sientes que los juguetes sexuales no son lo tuyo, el agua puede ser una buena alternativa.

El agua a presión estimula de manera diferente a como lo hacen los dedos, los juguetes o la piel.

Es una estimulación fuerte que puede causar un tipo diferente de orgasmo.

Puedes experimentar masturbandote en la ducha o con los chorros a presión de un jacuzzi.

Si encuentras algún punto especialmente placentero, experimenta con tu pareja y arma juegos sexuales en la bañera o duchándose juntos.

Mejora la respiración

Auto evaluación:

¿En los momentos previos y durante el orgasmo contengo la espiración y tenso mi cuerpo?

¿He notado alguna vez de manera consiente en que momento más o menos exacto, cambia mi respiración de una frecuencia lenta y profunda a una rápida y superficial?

Técnica sexual para la respiración: Se consciente de tu respiración y manéjala

El orgasmo es un fenómeno que involucra todo el cuerpo, y la respiración es la base fundamental para el desarrollo de técnicas sexuales que mejoran increíblemente esta experiencia.

Comienza por prestar atención a tu respiración durante la relación sexual, y podrás darte cuenta que tiendes a contenerla y a ponerte tensa, o que cambias de una frecuencia lenta y profunda a una más superficial y rápida.

Cualquiera que sea tu caso está bien. Aquí lo importante es darte cuenta de la forma en que respiras mientras tienes sexo, esto te permitirá conocer más, acerca de tu propio orgasmo.

A continuación puedes experimentar cambiando la frecuencia y profundidad de la respiración de manera intencional cuando sientas que te aproximas al orgasmo.

Algunas mujeres descubren que si durante y en los momentos previos al orgasmo cambian su respiración a un ritmo más lento y profundo, esto les permite ser más perceptivos en otras partes del cuerpo, donde antes no habían sido tan conscientes de lo que sentían durante esa experiencia.

Esta técnica  también funciona cuando sentimos que perdemos impulso, pero en este caso se hace a la inversa. Cambia tu respiración a una frecuencia más rápida y corta, eso sí teniendo cuidado de no hiperventilarte.

Mueve tu cuerpo

Auto evaluación:

¿Hay partes de mi cuerpo que no se mueven durante el orgasmo?

¿He tomado conciencia de la forma en que mi cuerpo se mueve durante el orgasmo?

Técnica sexual para el movimiento del cuerpo: Muévete…¡¡

El movimiento del cuerpo durante el acto sexual parece ser algo obvio, pero muchas mujeres se ponen tensas y se quedan prácticamente inmóviles (recuerda las premisas, esto no está bien ni mal si lo disfrutas).

Ahora, puede que sea interesante comenzar a moverse durante el orgasmo o mover aquellas partes que permanecen inmóviles.

Pero primero debes poner atención en esas áreas de tu  cuerpo que permanecen inmóviles, o tienen poco movimiento durante el sexo y el orgasmo.

Una vez que seas más consciente del movimiento de tu cuerpo, ensaya la masturbación, probando diferentes posiciones y tipos de movimientos.

Por ejemplo, si el balanceo de la cadera es algo que no funciona para ti, ensaya con movimientos de los brazos, el tronco o las piernas, o simplemente, deja que tu cuerpo se retuerza haciéndole honor al término de “revolcarse en la cama”.

Si deseas ensayar esta técnica con tu pareja pero te sientes cohibida, entonces ensaya con las luces apagadas o debajo de las sabanas.

Prueba moviendo cuantas partes del cuerpo se te ocurran y de la manera que quieras y al mismo tiempo, presta atención a los movimientos te hacen sentir particularmente bien y adoptalos en tu repertorio.

Administra las ganas

Autoevaluación:

¿Puedo identificar fácilmente el punto exacto de mi excitación antes de tener el orgasmo?

¿Soy consciente de las señales de mi cuerpo cuando estoy a punto de tener un orgasmo?

Técnica sexual: identifica la línea de no retorno.

Muchas veces nos obsesionamos tanto con el orgasmo, que llegamos a él demasiado rápido y no alcanzamos a acumular esas ganas que nos hacen enloquecer.

Es un hecho que para la gran mayoría de mujeres, la acumulación de ganas durante la relación sexual hace que los orgasmos sean mucho más intensos que cuando son producto de un rapidito.

La técnica consiste en averiguar dónde está nuestra línea de no retorno, o ese momento inmediatamente anterior al instante en donde tiene más reversa un avión en el aire a que nosotras demos marcha atrás en el orgasmo.

Una vez que tomes conciencia de esto, tu próximo paso es prolongar lo más que se pueda ese tiempo antes de la línea de no retorno.

Para esto es recomendable comenzar con la masturbación.

Cuando identifiques el límite, baja un poco la intensidad o cambia el tipo de estimulación y vuelve a comenzar hasta llegar nuevamente al límite. Haz esto unas tres o cuatro veces antes de llegar al orgasmo.

Con la práctica lograrás hacer esto hasta diez veces antes de venirse y esto hará que tu orgasmo sea verdaderamente explosivo.

Músculo pubococcígeo

Autoevaluación:

Pide a tu pareja masculina que introduzca su pene en en tu vagina y no haga ningún movimiento.

Mientras tanto, haz movimientos en tu pelvis como si tratara de contener la orina o apretar el pene.

Pregunta a tu compañero si ha sentido ese movimiento. Si obtienes una respuesta afirmativa, esta técnica podría funcionar para ti.

Técnica sexual: Fortalecer el musculo pubococcígeo.

Es posible que esta técnica sexual no funcione para las mujeres que no tienen un resultado positivo en la evaluación.

Sin embargo, en estos casos es posible ejercitar este musculo mediante los ejercicios de Kegel hasta lograr la consistencia requerida.

Unos músculos PC fuertes provocan orgasmos más intensos y con la ejecución periódica de los ejercicios de Kegel podrás aumentar la tonificación de la pelvis, lo que también te ayudará a lograr mejores orgasmos.

Movimiento del cuerpo

Técnica sexual: Exploración

Si queremos tener orgasmos más intensos o diferentes tenemos que olvidarnos de lo convencional.

Debemos aprender que durante la experiencia sexual, los órganos genitales no tienen por qué ser los únicos protagonistas del placer y del orgasmo.

Existen muchas partes de nuestra anatomía ricas en terminaciones nerviosas que están esperando para ser despertadas, y si trabajamos sobre ellas, lo más seguro es que recibamos orgasmos de las áreas más inesperadas de nuestro cuerpo.

Cuando nos atrevemos a estimular nuevas áreas, dicha estimulación cambia de manera sorpresiva y agradable la forma en que  sentimos el orgasmo.

Así que la próxima vez que tengas sexo ya sea en pareja o solitario, explora nuevas áreas de estimulación sin limitarte a pensar en ello como si fuera tan solo un juego previo.

Hazlo conscientemente y si encuentras un punto especialmente agradable, comienza entonces a ensayar diferentes intensidades y frecuencias de estimulación.

Tensar y relajar

Técnica sexual: Tensar y relajar

Cuando tenemos un orgasmo, aparentemente sentimos que todos los músculos del cuerpo se involucran en el proceso.

Pero con un poco de atención notaremos que inconscientemente relajamos algunas partes del cuerpo mientras que tensionamos otras.

Una manera efectiva de mejorar el orgasmo es involucrar en la experiencia todo el sistema muscular.

Para lograr esto, debemos comenzar a ser conscientes de aquellas áreas en donde sentimos tensión o relajación, antes y después del orgasmo, así podrás comenzar a probar.

Por ejemplo:

Si sientes que antes y durante el orgasmo un área de su cuerpo está tensa, entonces puedes recurrir a la respiración para relajarla,

O por el contrario, puedes tensar de manera intencional aquellos músculos que notas que están relajados.

Experiment y nota las diferencias que esto causa durante el orgasmo, y si encuentras que algo te resulta placentero perfecciónalo y repítelo.

Esta técnica no solo te servirá para encontrar nuevas sensaciones, también tiene la ventaja de colocarte en el momento presente para disfrutar mucho más de la experiencia.

Usa tu mente

Técnica sexual: Fantasías

Aunque muchos sexólogos y especialistas manifiestan que las fantasías son buenas para el sexo, pienso que debemos ser un poco más específicas al respecto.

El uso de la fantasía o la imaginación durante la relación sexual puede ser de ayuda para mejorar el sexo.

Sin embargo, también es un obstáculo dependiendo de la forma cómo se lleve a cabo.

Recurrir a la imaginación o la fantasía pueden ser una buena técnica cuando aquellos pensamientos eróticos se relacionan al momento y a la pareja. Eso te ayuda a dejarse ir y aumenta tu excitación.

Pero no es de mucha ayuda cuando nos distrae de lo que estamos sintiendo o nos saca del momento presente.

Por ejemplo:

Una buena fantasía para una mujer es  exagerar mentalmente la dotación de su hombre o visualizar en su imaginación el acto sexual desde otros ángulos. Puedes crearle un personaje imaginario a tu pareja etc. Todo esto está relacionado a la experiencia o a la pareja que tengas en el momento.

Y una mala fantasía sería recordar el sexo con el último Ex, o un amigo de tu pareja mientras tienes sexo.

Esto te aleja del momento presente y en el instante en que la fantasía se interrumpa (que casi siempre ocurre), la excitación decae.

Cuando se tienen dificultades para excitarse, las fantasías son un recurso adecuado siempre y cuando se relacionen con el momento presente.

Ya sea visualizando cosas relativas a la misma experiencia, exagerando mentalmente algunas situaciones o características propias o de la pareja, o imaginando a la pareja en un estado o con unas características especialmente eróticas.

En fin, cualquier fantasía es buena siempre y cuando no te aísle de tu propio cuerpo y el momento presente.

Ahora, si eres una persona que fantasea frecuentemente,  trata de tener una experiencia sexual prestando más atención a tu cuerpo. Este cambio te generara sensaciones nuevas y especialmente placenteras,

Y si eres una persona que nunca se permite tener fantasías, haz el ensayo y comienza a experimentar con esos pensamientos sucios que muy seguramente habrán pasado por tu mente alguna vez. De igual manera, esto cambiara tu experiencia y mejorará la la forma en que sientes el orgasmo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
You cannot copy content of this page